Consejos para cepillarse los dientes con brackets

La ortodoncia es una especialidad odontológica que estudia, previene y corrige las alteraciones del desarrollo, las formas de las arcadas dentarias y la posición de los maxilares, con el fin de restablecer el equilibrio morfológico y funcional de la boca y de la cara, mejorando también la estética facial.

¿Qué consejos de higiene seguiríamos para la ortodoncia? Cuidar la higiene dental es la mejor receta para mantener una boca sana durante toda la vida. Pero mantener una higiene dental con ortodoncia es algo más complejo. La odontóloga y docente de la Escuela Universitaria ADEMA, la doctora Olga Calderari, propone un decálogo de consejos:

1.- TÉCNICA DEL CEPILLADO: Es importante cepillarse después de cada comida, poniendo especial cuidado en el cepillado nocturno. Hay que prestar atención especial al tiempo más que a la cantidad de dentífrico, basta con el tamaño de un guisante. Lo correcto es lavarse los dientes después de cada comida, pero el cepillado más importante es el de antes de irnos a dormir. Pues bien, con una ortodoncia esto es fundamental porque los dientes han de estar perfectamente limpios, así que hay que prestar toda la atención en cada lavado. Cuanto más tiempo le dediques mucho mejor, pero lo recomendable es cepillar tus dientes alrededor de 3 ó 4 minutos.

2.- ELECCIÓN DEL CEPILLO DE DIENTES: El cepillo de dientes para pacientes con ortodoncia debe tener un cabezal mediano/pequeño, con filamentos suaves/medios y de distintos largos. Los más cortos estarán en la parte central del cepillo, para limpiar mejor la superficie de los brackets; y los más largos en la parte externa, para llegar a la superficie del esmalte dentario. En el caso de pacientes con ortodoncia es importante usar a diario cepillos interproximales para mejorar la limpieza de los brackets y los laterales de dos piezas dentarias a la vez.

3.-USO DEL REVELADOR DE PLACA: Como la placa bacteriana que se deposita sobre los dientes es incolora, podemos utilizar reveladores de placa, para que se coloree. Así podremos ver en qué zonas no nos cepillamos bien.

4.- LIMPIEZA DE APARATOS: Cuando se llevan elásticos y/o aparatos de ortodoncia removibles, hay que quitarlos antes de cepillarnos los dientes. En primer lugar, limpiamos los dientes, luego los aparatos; y por último, volver a colocarlos en la boca. La limpieza de estos aparatos se hace con cepillo de dientes y un dentífrico poco abrasivo o agua y jabón neutro.

5.- CONSEJOS PARA CULUTORIOS: Para ortodoncia hay enjuagues bucales específicos. Se sugiere el uso de colutorios con flúor, de uso diario o semanal, en función de la concentración de flúor que contengan. Protegen de la formación de caries.

6.- CONSEJO SOBRE IRRIGADORES: En ortodoncia, se aconseja el uso de irrigadores bucales. Estos aparatos sueltan agua a presión, por lo que llegan a zonas de difícil acceso para los cepillos. Los irrigadores bucales nunca reemplazan al cepillado, complementan la higiene, al igual que la seda dental y los cepillos interproximales.

7.- ORTODONCIA REMOVIBLE: Cuando se quita un aparato de ortodoncia removible, después de cepillarlo y enjuagarlo, hay que secarlo para que no se generen bacterias. Se deben guardar en estuches especiales para evitar deformaciones o roturas. También, se pueden colocar en un recipiente con agua y una pastilla desinfectante específica para este tipo de aparatos.

8.- ATENCIÓN A LA ALIMENTACIÓN: La alimentación que se debe seguir cuando se lleva este tipo de aparatos se centra en:

– Evitar alimentos con muchos azúcares para evitar la formación de caries.
– No ingerir alimentos pegajosos y chicles porque se adhieren a la superficie y son difíciles de eliminar.
– Prestar atención a los alimentos demasiado duros porque pueden despegar los brackets o romper otras estructuras.
-Conviene cortar la comida en trozos pequeños para que los alimentos vayan directamente a la zona de los molares para su trituración.

9.- VISITAS AL ORTODONCISTA: En ortodoncia es imprescindible, cumplir con las visitas periódicas  indicadas por el especialista. La interrupción de los controles perjudica y demora el tratamiento. Si se rompen accidentalmente, acudir al profesional.

10.- CONSULTAS AL ORTODONCISTA: Ante la aparición de llagas y heridas en los labios o en las mucosas, consultar rápidamente con el ortodoncista. Sólo los profesionales especialistas, aportan la solución correcta.

Te ayudamos a sonreír. Consejos de la Escuela Universitaria de Odontología ADEMA.