¿Padeces de celiaquía? Consejos para mantener una boca sana y dientes de hierro

¿Qué es la enfermedad celíaca?

La enfermedad celíaca es una enfermedad sistémica con base autoinmune provocada por el gluten y prolaminas relacionadas en individuos genéticamente predispuestos. El gluten es una proteína que se encuentra en la semilla de muchos cereales como el trigo, cebada, centeno o espelta. El único tratamiento que existe para la enfermedad celíaca es llevar una dieta sin gluten.

La odontóloga y docente de la Escuela Universitaria ADEMA, Olga Calderari, nos explica cuáles son los consejos que deben seguir los celíacos.

Las personas con enfermedad celíaca pueden presentar alteraciones en el esmalte dentario, tanto en su estructura (presenta rugosidades) como en su color (manchas blancas, amarillentas o marrones. Según la doctora Calderari, se debe consultar al odontólogo para que indique un tratamiento específico ya que estas alteraciones son permanentes.

Los pacientes celíacos también suelen presentar aftas bucales. Las aftas son lesiones dolorosas, en forma de círculo, rodeadas de una leve inflamación, que se presentan en la cara interna de las mejillas (carrillos) y en la lengua. Suelen durar entre 7 y 10 días y luego desaparecen. Para la doctora, es importante acudir al dentista para seguir una pauta.

Los pacientes celíacos también pueden presentar retraso en la erupción dentaria o presentar Queilitis Angular o boqueras. En estas últimas, en opinión de la doctora, “se suelen inflamar las comisuras labiales, produciendo grietas y dolor”.

Asimismo, pueden manifestar el síndrome de la boca seca. Al haber poca saliva en la boca se dificulta el habla, la masticación, la deglución y aparece el mal aliento.

Por último, algunos pacientes celíacos presentan bruxismo nocturno (apretamiento y/o rechinamiento de los dientes). Este síntoma puede resolverse usando una férula nocturna de relajación y ejercitando otras técnicas.

Ante estas patologías, la clave, a juicio de la doctora, está en mantener, como sucede en casos como la diabetes, mantener la enfermedad bajo control.

Es importante reiterar en la higiene dental, manteniendo la placa dental a raya mediante un buen cepillado y evitar la caries, las llagas, los dientes sensibles.

Por otro lado, según la docente de la Escuela Universitaria ADEMA, la doctora Estefanía García Ruíz, esa aconsejable llevar una dieta rica en fibra, frutas y verduras para mantener el equilibrio de la microbiota intestinal que se verá reflejado en un buen estado de salud. Por el contrario, rechazó el consumo de alimentos ultra procesados ya que “provocan un desequilibrio en la microbiota intestinal y éste puede causar varias enfermedades: obesidad, celiaquía, cáncer de colón, Alzheimer, Parkinson”.

Por último, es importante visitar al dentista porque muchas de las complicaciones bucodentales que padecen los celíacos podrían evitarse en una revisión rutinaria.